ABRAZOS A CODAZOS

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail
EL POEMA Lee otros poemas de AMOR

 

Engáñate si quieres, tú te engañas,
aquello que era tuyo ya no es, era,
que fueron convirtiéndose en patrañas
sacándote la sangre cual pirañas,
no quieres admitir hoy tu ceguera

No insistas en mirar hacia otro lado
ni al calcetín dar vuelta y convencerme,
quisieras que estuviera equivocado,
que soy un mal amigo, un mal pensado,
que lo hago con maldad y odies ya verme.

No puedes admitir lo que ha pasado,
comprendo para ti se hizo de noche,
de lágrimas tu charco se ha inundado,
las rosas del jardín ya se han secado
en un día sin nombre y sin reproche.

Pues los odios no adornan a una vida
y no debe partirse en mil pedazos
es preciso poner firme a la herida
e iniciar nuevo punto de partida
sembrándola de abrazos a codazos.
©donaciano bueno


Entonces y además – Blas de Otero

Cuando el llanto, partido en dos mitades,
Cuelga, sombríamente, de las manos,
Y el viento, vengador, viene y va, estira
El corazón, ensancha el desamparo.

Cuando el llanto, tendido como un llanto
Silencioso, se arrastra por las calles
Solitarias, se enreda entre los pies,
Y luego suavemente se deshace.

Cuando morir es ir donde no hay nadie,
Nadie, nadie; caer, no llegar nunca,
Nunca, nunca; morirse y no poder
Hablar, gritar, hacer la gran pregunta.

Cuando besar una mujer desnuda
Sabe a ceniza, a bajamar, a broza,
Y el abrazo final es esa franja
Sucia que deja, en bajamar, la ola.

Entonces, y también cuando se toca
Las dos manos el vacío, el hueco,
Y no hay donde apoyarse, no hay columnas
Que no sean de sombra y de silencio.

Entonces, y además cuando da miedo
Ser hombre, y estar solo es estar solo,
Nada más que estar solo, sorprenderse
De ser hombre, ajenarse: ahogarse sólo.

poesía-versos-poetas-poemas-literatura-escritores-cultura-libros-editoriales-formación escritores-asociaciones literarias-webs-noticias literarias-premios-concursos-talleres escritura-poética