IMAGÍNATE

Mi Poeta sugerido: »Gabriela Puente

EL POEMA… de medio pelo Lee otros poemas de AMOR

 

Imagínate, dulce, amada mía,
que un día me encaramo a tu jardín,
la flor que duerme, al verme, hace un mohín,
y empapo de placer y de alegría.

Imagina que fuera de repente,
en mi proyectas tus ojos de esperanza,
te invito a disfrutar y en esa danza
declarándote a ti mi amor ardiente.

Imagina te miro y tu me miras
creando escalofrío, una corriente,
mi deseo se muestra incontinente,
produce un estertor y tu me aspiras.

Imagina, ¿imaginar? si ya te tengo
atada tu sonrisa en mi memoria.
Contigo yo me encuentro aquí en la gloria,
mi cielo ese eres tú. Digo y sostengo.
©donaciano bueno

Para la imaginación no existen fronteras, o si? Clic para tuitear
POETA SUGERIDO: Gabriela Puente

Gabriela Puente

el miedo en el sofá

el miedo está sentado en el sofá,
un hombre que no invitaste llama a la puerta.

el miedo es el hombre sentado en el sofá,
el hombre es el miedo sentado en el sofá

el hombre se sienta en el sofá
y el miedo llama a mi puerta.

la cortina gris

la cortina gris
de tus faldas solteronas
nubla el cuarto, la ventana.
y yo floto.
de tus caderas, soy el péndulo.

de “papelera” (2006)

papeles falsos (el amor y el abandono)
la cortina
de tus faldas solteronas
nubla el cuarto, la ventana.
yo floto.
de tus caderas, soy el péndulo.
d e s e q u i l i b r i o

sostén ahora el tiempo
y equilibra la mirada
no tengas prisa, detente
no beses su aliento
respira y no mueras
mantén la cordura
no veas hacia adentro
lávate los dientes.

gobierna tu alma
frena tus impulsos
no corras descalzo
ya no te derrumbes
ya no llores más
no tomes su copa
respira profundo
sostén ahora el tiempo.

de “necrología” (2006)

acto piadoso

I
voy a morir aquí, ya era hora,
en la flema-sangre,
lágrima ulcerina
que se traga el retrete.

II
mi cuerpo de cristo
de cada ocho días
se ha enmohecido,
no lo comí, ni las ratas;
ahora verde, ¿no sirve?

III
¿a qué huele?, a pan.
una ración, mi ración de pan
se ha quemado.

IV
dios tan todopoderoso
y yo así, abrazada al excusado;
es mi hora de la soberbia:
soy lucifer
entiendo a adán y eva
porque no eran mis padres.

V
¿no estoy yo aquí que soy tu madre?
no me chingues, el amor
es una muerte de cerdo,
agonía envuelta en escándalos,
lamentos que no se entienden,
voy a morir hoy, aquí.

perro maché

el perro ensaya la muerte,
se queda tieso,
tieso, cartón con engrudo.

extraña su casa y muere;
él no es nada: cartón con engrudo,
lo sabe y muere.

muerto me mira
con sus dos canicas.

el ladrido es casi mudo;
el perro juega a la muerte,

juego con él
y callo.

de “el de “el destrazadero (cuaderno de los ya ni modos)” (2004)

destrazaditos III

canta tú ¿rondas a las infantes?

Cuando a don Martín se le murió
su chiquitín de sarampión
Mambrú se fue a la guerra
qué dolor qué pena
piden pan, no les dan
les cortan el pescuezo.

cuenta celo
a quien más
confianza le tengas
tútútú

tus tobilleras son mi collar

tu tutu, ¿qué sigue?
siempre en mi mente
chupa pop
en nuestras bocas
tutifruti nuestros besos

¿a qué jugamos?
otra vez serpientes y escaleras,
cebollitas, rabos verdes
riqui ran gana el pan, les dan su hueso
se les atora
al paso, al trote, a galope
me has marcado
tus hebillas de ponchito me rasguñan.
de la vieja necrología en prensa sobre straza
insisto en hacer el amor,
y resulta que se dice sexo;
luego digo tomar,
y es chupar.
después de chupar,
todos quieren coger;
y cuando yo quiero,
prefieren chupar y bailar.
al final, si quiero coger,
prefieren hacer el amor.

Te sugiero seguir leyendo...
A veces me pregunto ¿qué sería si este ingenuo e inestable adolescente ansioso por gustar,…

Busca poemas entre más de 3000 poetas sugeridos

X
Scroll Up