JUGUEMOS COMO ANTES

Mi Poeta sugerido: »Silvia Favaretto

MI POEMA…de medio pelo Lee otros poemas INFANTILES

 

Juguemos a escondernos como antes
cuando yo suspiraba en tu retrato,
para ti, yo era un tipo con tirantes,
pinta antiguo, de ingenio algo pacato,
tan juntitos los dos aunque distantes.

Tú, mi bella pantalla de acetato
planteándome unos retos delirantes
yo, ingenuo, como hiciera el que es novato,
soñaba hacerte ver que era Cervantes
intentando gozaras algún rato.

Llegó la plenitud. Fuimos amantes,
poco después sellamos el contrato,
de sueños nos hicimos militantes.
Hoy ya sólo nos une nuestro gato
y las fotos mirando en los estantes.
©donaciano bueno

Te gusta, o no? Clic para tuitear
MI POETA SUGERIDO: Silvia Favaretto

Silvia Favaretto

INVIERNO EN CIUDAD DE GUATEMALA

Carta de consejos a una joven escritora

No levantes los párpados.
Todo lo que valga la pena ver
está enjaulado
en el incómodo cofre
de tu calavera.
Sólo tienes que escribir
y arrancar las hojas,
escribir y arrancarlas,
despedazar el poema en trocitos
y tirarlos al aire.
Esperar a que el viento
barra el patio,
fijarte en 10 años si quedó
en el empedrado de la entrada
algún pedacito blanco
para armar, en fin,
la única palabra poética
para decir, antes de

El dolor que me habita ya no es carne

Maldita sea la lluvia
y la muerte y la infancia
maldito sea el sudor
los muslos y las caderas
maldita sea la palabra
y todos los sentidos que arrastra
maldita sea mi felicidad
y mi arte si es que lo tengo
malditos sean mi madre
y mi padre que así no me quisieron
y malditos sean quienes leen estas palabras
y que mi lapicera
se quede muda,
que mi lapicera se quede muda
y ya no grite.

GUARDAR

Vivo la vida
recordada de mi bisabuela.
Ella en mí quiso y defraudó.
Sacó las entrañas a colgar al viento,
barrió el piso con su pelo.
Sus placeres quitaron el polvo de la cómoda.
Ella se acostó con mi estirpe.
Yo, en cambio,
viajaré con la maleta cargada de sus sueños,
soplaré en el oido a
sus amantes,
me bañaré en el agua caliente
que tanto añoró
me limpiaré su cara con las manos
espumosa de jabón fino,
me pondré crema en sus piernas
para hidratarlas después de estos
100 años de ultratumba,
me pintaré sus uñas con
esmalte escarlata
y me encamaré con sus progenitores.

Vendrá el pasado y
me encontrará muerta
con el pelo enmarañado en el polvo
y los dedos de los pies
esmaltados de rojo.
Y contenta, por Dios,
contenta.

POESÍA

En el silencio
descansa la poesía.
En el silencio apagado
de la llama,
en el silencio violento
de la sangre,
en el silencio inmaculado
de la margarita,
en el silencio aullante del dolor.
Descansa y yo la despierto,
para manchar la hoja
y la conciencia

AGITO EL MAR DENTRO DE MÍ

Cuando sea ángel
iviré en el faro…
loraré mirando las luces de los barcos
lejarse en la noche…
entiré nostalgia
e emociones nunca tenidas.
ritaré imprecaciones al viento
porque los ángeles no tienen padres)
arrancaré una a una
as plumas de mis alas,
esesperada y sanguinaria
or la mala suerte
ue me ha dado
aravillosas alas ligeras
un cuerpo
emasiado pesado para volar…

300 VERSOS

Versos resbaladizos
a lo largo de la espalda,

versos tímidos
en los pliegues de tu carne,

versos transparente
de lágrimas y lluvia,

versos de frío vidrio
y de ceniza negra,

versos de cuentos de hadas
en la respiración de un niño,

versos escondidos,
colgados de un momento;

pero el lapicero es una varita mágica
que transforma el recuerdo en poesía.

NOCTURNO 4

En la noche marina
pintada con pinceladas azul cobalto,
sobre este mar oscuro
que respira.
¿Dónde terminó
la promesa de Zefiro?
¿Cuándo cesará
este aullido en el tórax
que te llama?
¿Cómo haré para callarlo
sin matar
mi propio corazón?
¿Existe un lugar
suficientemente lejos
adónde huir
si aquello de que huyo
es el correr de mi sangre?
Y si el matar al corazón
no hace morir también el alma,
¿Dónde habrá otro mar gris
donde, viuda, pueda yo correr
sin tener que aguantar
el estruendo de estas estrellas
y el violento recuerdo
que clava las uñas
en mi piel demasiado clara
para soportar otros rayos de luna?

Te sugiero seguir leyendo...
Permíteme, lector, te diga amigo, así nadie nos haya presentado y sea por azar que…

Busca poemas entre más de 3000 poetas sugeridos

X
Scroll Up