Category Archives: Sonetos

¿POR QUÉ YO ME PREGUNTO?/

Héctor Viel Temperley (poeta sugerido)

Por qué yo me pregunto si nadie me pregunta,
por qué abundan los seres que dicen ser humanos
que pasan su existencia tratando sacar punta
de cómo separarnos unos de otros hermanos.

PUNTOS DE REFERENCIA/

Humberto Díaz Casanueva (poeta sugerido)

Si he de partir el mundo en dos mitades,
notar si hace calor o si hace frío,
comparar a tu corazón y el mío,
la verdad cotejar con falsedades.

LA VIDA DE SOSLAYO/

Isabel de Vega (poeta sugerido)

Pensé tomar la vida de soslayo
como aquel que allí pasa y no la viera,
con la cara ocultando en su visera,
cayera de improviso agua de mayo.

A TI TAMBIÉN TE QUIERO II/

José Elgarresta (poeta sugerido)

Tú ¡oh, mi señor! que a tu imagen me creaste
con el barro que amasaste con esmero
no permitas que ahora el tiempo le dé al traste
tu trabajo, padre, artesano, alfarero.

MIS BESOS/

Javier Alvarado (poeta sugerido)

Besos que salen del alma, besos míos,
besos a veces esquivos, tan distantes,
vosotros, ya no sois como los de antes
causantes de temblor y desvaríos.

EL PASADO/

Jesús García Rodríguez (poeta sugerido)

Para mi, tú eres pasado, ya no existes,
un frasco eres de perfume sin olor
una polilla metida en alcanfor,
o una sonrisa de amor con alma triste.

PITONISA/

Jair Cortés (poeta sugerido)

Observando voy por saber, andando la vida paso,
y mirando al cielo raso, buscando la luz divina,
preguntando a la vecina y a los dioses del parnaso,... 

NO ES LO MISMO/

Javier Vela (poeta sugerido)

No es lo mismo percibir que apercibir,
pues que si alguien me dona algo yo percibo
y si solo me lo muestra lo apercibo
y a dos velas quedo allí sin recibir.

SI YO TUVIERA OCHO HORAS/

Luis Gálvez de Montalvo (poeta sugerido)

Si tuviera ocho horas para talar un árbol
dedicaría seis para afilar el hacha,
evitando así el riesgo de quedarme calvo
antes que de lograra al mismo hacerle rachas.

OLVIDO/

Pablo López Carballo (poeta sugerido)

Ayer cavé una tumba en tu memoria
junto al olmo seco segado por el rayo,
el árbol está triste en su calvario
y tu imagen forma parte de la historia....

MARTINA, NIETA MÍA/

Raúl Contreras (poeta sugerido)

Martina, amada mía, nieta mía,
Libélula sutil de mis anhelos,
mi ninfa azul y diosa de mis cielos,
sustento que alimenta mi alegría.

BENDITO SOL/

Teresa Martín Taffarel (poeta sugerido)

¡Bendición! esa luz, el sol, ventana,
cristal que transparente en mi se asienta,
que impide el firmamento a mi me mienta
tan dulce, tan alegre y sin desgana.

ATARDECÍA/

Emiliy Roberts (poeta sugerido)

Espinos, majoletos, chumberales,
unísona y acorde melodía,
pura, cálida flor, algarabía
de sencillos pastores y zagales.

FUGITIVOS/

Raúl Vacas Polo (poeta sugerido)

Yo creo que merezco mas no creo.
Quizás más que creer sea que dudo
que siempre en mi garganta se hace un nudo
ante tanta maldad de lo que veo.

ESPERARÉ/

José Pulido Navas (poeta sugerido)

Te fuiste. Para siempre no te fuiste,
te fuiste sin decirme adios siguiera.
Fue un día, como es hoy, día calquiera
con un portazo fue, nada dijiste.

EL CALVARIO EN LA CRUZ/

Julio Inverso (poeta sugerido)

No vengas más a verme que estoy muerto
No quieras ayudarme que he sufrido
el calvario en la cruz. Y que he vivido
la deriva penando sin un puerto.

EL DESEO/

Álvaro Ojeda (poeta sugerido)

Como una barca se me fue el deseo,
el deseo se fue como una barca
que ha encontrado acomodo en una charca
no paro de buscar y no la veo.

AMANDA, AMADA MÍA/

José María Jurado (poeta sugerido)

Amanda, amada mía, si me muero
no pienses te he dejado y que me he ido.
que es cierto que a otro cielo me he subido
quedando aquí la flor del desespero.

PASO YO, PASAS TÚ/

Joaquín Sabina (poeta sugerido)

Paso yo, pasas tú, ambos, pasando,
al paso que vamos, vamos huyendo,
a la sed de pecado resistiendo
y en el mar de las dudas naufragando.

OTRA HISTORIA INANODINA/

Dina Posada (poeta sugerido)

otra historia inanodina

Hoy ya sé que he dejado atrás la historia,
que escribir el relato no he sabido,
que el pasado al pasar ya eché al olvido,
ya no queda resquicio en la memoria.