A José Luis Borges

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Ciego soy, pero lo que vos decis no es cierto,
pues aunque ahora no perciba lo que hay fuera
aprovecharos no debeis de mi ceguera
que una cosa es ser invidente y otra muerto.

Más, ya sé, ya sé que yo en esto nunca acierto
pues que salir a predicar lo hace cualquiera,
sepa que distinguiendo sigo si es mi acera,
que el visor de mi inteligencia sigue abierto.

Que por más que intenteis los piés sacar del tiesto
y/o insistirme que es invierno en primavera
nunca os podréis introducir en mi sesera.

Pues más cegado es el que la mente tiene huera,
incapaz de mirar adentro. Y si insistiera
¡good bye! ¡adíos, ya me voy, ya no molesto!.

©donaciano bueno

Aquí os presento este soneto dedicado a uno de los mejores poetas. Espero merezca vuestra aprobación, que os guste

¡Ardo en ascuas por conocer tu opinión! ¡Anímate a comentar!