Emprendedor

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Joven tiene cinco letras, igual que tiene valor,
once tiene emprendedor y otras cinco tiene letra,
écha a tu esquema valor, su efecto multiplicador
vendrá siempre a tu favor a satisfacer tu meta.

Bien sabido es que el valor al joven se le presume
más para algunos resume su abstinencia de rigor,
si deseas ser señor y que nadie te desplume
que tu vida no se esfume, refuérzala con vigor.

No esperes sea el patrón que tus cenizas exhume,
coge en tu barco el timón, sé tu propio funcionario
y no acuses al mal fario y ni tampoco te abrumes,
y a tu vida no desplumes siendo tu propio sicario.

Joven tu eres ¡vive dios! y olvida las plañideras,
no esperes que alquien te quiera y se envuelva en tu dolor,
que en este mundo traidor tu serás lo que tu quieras,
no has de vivir mientras mueras esperando algún favor.

Ponte al mundo por montera y échale el arrojo y brío,
las aguas van por el río y la encauzas donde quieras,
acepta tu el desafío, no construyas más fronteras
las penas son traicioneras, tuyo sólo es tu albedrío.
©donaciano bueno

Existe una tendencia en la sociedad actual de creer que es el papá estado el que tiene que acudir en su ayuda para resolver sus problemas. Aquellos jóvenes que que aún siguen creyendo que ésto debe ser así, ya pueden irse apuntando al muro de las lamentaciones.

¡Ardo en ascuas por conocer tu opinión! ¡Anímate a comentar!