MI MADRE ERA MUY GUAPA

EL POEMA Lee otros poemas de FAMILIA

 

Mi madre era muy guapa, yo no tanto,
mi madre era hacendosa, yo algo menos.
Cuando ella amamantaba con sus senos
me daba hasta saciar, que hoy me atraganto
con solo de pensar al ver tan llenos.

Mi madre me apreciaba, me decía
tú vales, hijo, más que las pesetas.
Y si algo hacía mal, a hacer puñetas
con todo desparpajo reprendía,
te irás, como una aguja, a hacer calcetas.

Mi madre me educó para la vida
ansiando fuera el Príncipe Valiente.
Yo apenas si llegué a ser asistente
buscando algún mendrugo de comida
mejor si éste estuviera algo caliente.

Mi madre se fue un día sin quererlo
siquiera sin saber por qué se iba
dejando a mi conciencia pensativa.
Y hoy mismo ya me niego aquí a creerlo
la causa si yo tuve en la deriva.

Comprendo que han pasado muchos años
más sigue en mi memoria siempre viva,
me sigue, me persigue y me cautiva,
tan limpia, tan sesuda, sin apaños,
mi madre siempre tiene quien le escriba*.
©donaciano bueno

Las madres son... Clic para tuitear

* alusión al cartero de Neruda.

pág. anterior
siguiente