SI NO LE GUSTAN ESTOS TENGO OTROS PRINCIPIOS

Mi Poeta sugerido: »Julio César Jiménez

EL POEMA Lee otros poemas de INFANCIA

 

Aquello que de niño me vendieron
hoy dicen ya no existe,
se ignora lo mataron o murieron,
y empiezo ya a dudar si me mintieron,
quizás es que jugaran al despiste.

No existen ni el demonio, los pecados,
ni el cielo ni el infierno,
tampoco existe Dios. Y hay desalmados
que insisten, eso sí, son despechados,
negándole al amor que sea eterno.

Digamos los principios ya no existen
que antaño me inculcaron,
o acaso a seguir vivos se resisten.
Pretenden que estos nuevos me conquisten,
maldiga a los que entonces me enseñaron.

No sé qué está pasando. Me despista
lo que ahora aquí se dice,
y ver como la gente se desdice.
Presiento que he bailao fuera en la pista
y a mi alma bendecida hoy se maldice.
©donaciano bueno

Es cierto eso de que los principios cambian? Clic para tuitear
POETA SUGERIDO: Julio César Jiménez

Julio César Jiménez

Anfisbena es una mantis completamente desarrollada y conduce un Chevrolet Stingray de 1968

Porque eres sublime y grosero y trepas por la lluvia
y se te rompen los miembros contra el sol, porque
entras a fiestas de la espuma montado en luciérnaga

mientras retienen tu sombra en la puerta o tu vasto
mundo de argonauta

cabe en el temblor de una araña,
porque eres joven y minotauro y aúllas despacio
y jodes deprisa y tu frío descomunal no le cabe
a seres de sangre caliente, Anfisbena te puso nombre
de viento.

Alimentada con erizos y cerveza, polvo de huesos
que exprime del remordimiento y la ira, incentivada
por atardeceres arrepentidos y tímidas lunas,
anoche fue la verdad celeste sobre la que hoy escribes
cuando por una vez el sueño te adelanta en la vida,
pero al despertarte sobre su almíbar seco y los murciélagos
calcinados, tu sangre terminada en música
ensambló amanecer con salpicadero.

Y en el parabrisas alguien escribió: “¿TOCASTE
SU CORAZÓN SUBLUNAR?”
(No te hubieras hecho hombre
en sus sueños bajos, ni tampoco entregado tus nervios azules
a un amor que no valen gestos de soberbia, y eso
que confesó ser hijastra de un dios siniestro
y que un soñador de discotecas no previene tropiezos
que sostienen una vida).

Tú la creíste y a partir de ahí tomó protagonismo
su cabello de maíz y su aroma a vainilla
y un progresivo vandalismo en la luz. Alzó las manos
hasta levantar la capota y simular un instante de mármol,
pero de pronto una brisa la mordió por las yemas
y la envió al sueño común de todos los hombres
donde el lobo ayuda a amar.

Nunca habló del misterio que coordina sus dos cabezas
ni del cráneo radiante que descubriste bajo el asiento.

PORTERO DE NOCHE

Hay un mundo real
y otro superpuesto
Un contorno ordinario
Un núcleo imaginal

Hay formas que se distinguen
a simple vista
otras descuidando la inteligencia

Hay formas demasiado sutiles
para ser comprendidas:
Rebabas de diamante en la arruga
(un cansancio luminoso)
Luz oscura en el rayo seductor
(un tierno atropello)
Hay desiertos secretos
en la punta de la lengua
Parai´sos en las ojeras
de un portero nocturno
Traccio´n en la quietud

Hay potencias pasivas
y cuevas descapotables
Nubes enterradas y tesoros
abandonados en la calle
Cielos triturados
en el camion de la basura

Hay (dentro de noches de trabajo)
mundos orgiásticos
Y dentro de ellos
una vida imposible

LICÁNTROPO JIMÉNEZ

Disculpa mi tono insolente
Mi ser grosero y bajo

Disculpa que desnudo cruce el jardín
y entre en la caseta del perro
donde contemplo el universo
de las pelusas La voluntad de la carcoma

Disculpa que huela a mujeres intensas
del otro lado de la tapia
Aran~e el alma del felpudo
Rompa los tiestos y tu corazón impecable

Disculpa
en fin
todo lo elevado que me hace vulgar

A mí me habla la luna
y orino sobre las flores

LA DOBLE VIDA DEL PÁRROCO AMADEO

Dios Todopoderoso, lamento ser ateo ahora, pero
¿Has leído a Nietzsche? ¡Un libro bárbaro!
Dios Todopoderoso, voy a jugar limpio. Voy a hacerte una proposición.
Haz que sea un gran escritor y volveré al seno de la Iglesia.

JOHN FANTE

Por dónde voy Dios Por dónde
sino por mi cansancio y mi gozo
mi agonía y mi carne soberana
Por dónde colosal miope
altísimo hombrecito
si mi fe es una aspiración
pero mi sueño muscular
si me explico con metáforas
pero prolifero en la saliva
si tengo los pies en la tierra
pero me levanta una brisa

Hacia dónde dime
si el mundo es misterioso
pero podría entenderlo
en tu carne de nieve
si ardo con la lluvia
pero me inundo en mi sequía
si ocupo lugares en los que no estoy
y permanezco hasta ser olvidado
Dime
¿dónde ensamblar tu sentido común
a mi ser elusivo
mi profunda ceguera
a tu superficie de luz
tu amor tierno a mi cabeza dura?

Dime gran eco de madera
acróbata o penitente
si no entiendo tu relámpago
iluminando mi sombra
si no camino de rodillas
para estar a tu altura
si no me ves auténtico como el rencor
dime
¿cómo vuelvo a mi barro?

Te sugiero seguir leyendo...
Yo quien soy no sé, ¿acaso tú lo sabes,¿quién eres tú, aquí qué representas?,por qué…

Busca poemas entre más de 3000 poetas sugeridos

X
Scroll Up