SI NO TIENES TRABAJO

»Mi Poeta sugerido: Vicente Medina

MI POEMA…de medio pelo Lee otros poemas SOCIOPOLÍTICOS

 

Recuerdo me decían, si no tienes trabajo
pon un puesto de pipas o monta una ONG,
una tienda de chinos o a funcionario que
hiciera oposiciones, mandándole al carajo,
o ponte un buen corsé.

Si crees que has nacido con vocación de NiNi
(ni estudias ni trabajas), apriétate el refajo,
tendrás lo que mereces, penurias a destajo,
será sólo un reflejo la niña del Martini*
de esparto, tú estropajo.

Si no tienes trabajo y disfrutas de la holganza
puesto que el laborar no es lo que a ti te mola,
que pasas tu existencia tirado a la bartola,
permite que me ría cual fuera un Sancho Panza
que escucha alguna trola.

Pues más pronto que tarde ya habrás de lamentarte
del día en que tomaste un camino sin retorno.
No sabes, no contestas, pa’ bollos no está el horno,
Te miras al espejo y no quieres mirarte
pues sólo ves bochorno.
©donaciano bueno

Y sin trabajo qué? Clic para tuitear

 * Famoso spot publicitario en la que sale una señorita de muy buen ver.

MI POETA SUGERIDO: Vicente Medina

Vicente Medina

Cansera:

¿Pa qué quiés que vaya? Pa ver cuatro espigas
arroyás y pegás a la tierra;
pa ver los sarmientos ruines y mustios
y esnúas las cepas,
sin un grano d’uva
ni tampoco siquiá sombra de ella…
Pa ver el barranco,
pa ver la laera,
sin una matuja… ¡Pa ver que se embisten,
de pelás, las peñas!…
Anda tú, si quieres,
que a mí no me quea
ni un soplo d’aliento
ni una onza de fuerza,
ni ganas de verme,
ni de que me mienten, siquiá, la cosecha….
Anda tú, si quieres, que yo pué que nunca
pise más la senda,
ni pué que la pase, si no es que entre cuatro,
ya muerto, me llevan…

Anda tú, si quieres…
No he d’ir, por mi gusto, si en crus me lo ruegas,
por esa sendica por ande se fueron,
pa no volver nunca, tantas cosas buenas…
esperanzas, quereres, suores…
¡tó se fue por ella!
Por esa sendica se marchó aquel hijo
que murió en la guerra…
Por esa sendica se fue la alegría…
¡Por esa sendica vinieron las penas!…
No te canses, que no me remuevo;
anda tú, si quieres, y éjame que duerma,
¡a ver si es pa siempre!… ¡Si no me espertara!…
¡Tengo una cansera!…

Los pajaricos sueltos

«cuando mi horica llegue
quiero morirme en mi tierra
verla cerrarse mi ojos
y tener mi hoyico en ella»
VM

«Los pajaricos sueltos»
No mandes los nenes a la escuela
porque no la han abierto
y está, si es que el Señor no hace un milagro,
cerraïca pa tiempo…
Ha caido en la cama,
mu malico el maestro,
y es cosa de temer, por las señales,
que ya no se levante el probe viejo…

Una jaula vacía
páece la escuela con aquel silencio,
y por juera corriendo los zagales,
una bandá de pajaricos sueltos.

Ya doblan las campanas…
ya arremató el maestro…
muncha pena me da, porque era un hombre
de los pocos c´hay güenos…
muncha pena me da por los zagales…
¡No paro de pensar qué va a ser de ellos!

¡Traigo en el corazón una tristeza!…

D´allá abajico vengo;
la escuela, como enantes, cerraïca
y con aquel silencio…
chillando alreörcico los zagales
y a sus anchas corriendo…

¡La jaulica vacía
y la bandá de pajaricos sueltos!

La niña buena

Niña, se ve que eres buena;
niña se ve que eres sana;
niña, se ve que eres limpia
como los chorros del agua.

¿Adonde vas tan ligera
Y sola, tan de mañana?
¡Como una rosa de mayo
llevas de hermosa la cara!

Voy a la fábrica aquella
que está al pie de la montaña:
aquella grande que tiene
las chimeneas tan altas.

Voy ligera porque pronto
darán las tres campanadas,
y quiero estar en mi puesto
para no perder mi plaza.

Mantengo a tres hermanitos;
mi madre está enferma en cama;
mi padre, que era tan bueno,
hace un año que nos falta …

Me levanto muy temprano,
aun más temprano que el alba,
y ya me dejo a estas horas
arregladita mi casa …

Anda con Dios, hija mía:
si hermosa tienes la cara,
¡más hermosa, niña buena,
debes de tener el alma!

Y la nena al brazal

La boca me duele de estarle diciendo:
-No quiero que vayas, nenica, al brazal…
no quiero que vayas, porque a ver a Paco
sé nena, que vas…
¡no quiero que vayas!…
¡mía que ni chispica de gusto me da!…

¡¿Ella hacerme caso?!
Como el que una lumbre
quisiera apagar
y fuera, el reñirle, leña que se echara
pa encenderla más…
“Anda ves, nenica”, pece que entendía
y, a tóicas las horas, ¡la nena, al brazal!…..

Ahöra resulta que Paco quería
divertirse con ella, na más…
que ya, con la nena, ni a buenas ni a malas
se quiere casar…
Con tóico y con ello y a tóicas las horas,
¡la nena, al brazal!

Si te gusta #Vicente Medina... Clic para tuitear
También te puede interesar...
No quiero que se sepa que fui un…

¿Poesía?

X
Scroll Up