TRISTES VIENTOS

»Aquí, mi Poeta sugerido: Yolanda Blanco

MI POEMA…de medio pelo Lee otros poemas de NATURALEZA

 

Tristes vientos que voláis
sin rumbo por el espacio
a veces raudos, despacio,
sin saber a donde vais.
Que adentráis en el palacio
y en la más humilde choza
y en las faldas de una moza
y en un simple cartapacio,
que en todo lado os coláis
y aunque no veis si miráis.

Vientos que no tempestades,
de aires menos violentos,
que vais de fuegos sedientos
y sopláis allende mares.
Que beldáis las vanidades
y arrastráis los sedimentos
de oraciones en conventos
y de falsas nimiedades,
que animáis con argumentos
los más dulces sentimientos.

Vientos, vientos, cenicientos
que de esfuerzo hacéis destreza
y andáis entre la maleza
y en los sitios más hedientos.
Presidís con entereza,
llevando alma en las entrañas
haciendo uso de las mañas
que os da la naturaleza.
Vosotros, vientos fugaces,
raudos, molestos y audaces.

Cuando entráis por mi ventana
a airear mi habitación
yo agradezco la atención
siempre a punto en la mañana.
Mas si sopláis del Moncayo
y refrescáis con el frío,
no te rías, me resfrío
y a mi cuerpo le hacéis daño
Y aunque libres de albedrío
me inducís  a escalofrío.
©donaciano bueno

Es posible entender una vida sin el viento? Clic para tuitear
MI POETA SUGERIDO: Yolanda Blanco

Yolanda Blanco

Mujerema

Yo, Yolanda
creada
nacida mujer
De pie sobre este incierto ochenta y tantos
Yo, insulsa
pueril mujer
Dicha el macho castrado
el ser de cabellos largos
e ideas cortas

Oculta de rosa
de núbil doncella
de hembra tesoro de mi corazón
para febricitantes campeones
En cuarentena
paria
ilegal de la familia
Ciudadana de segunda
burócrata sin rango
De repente sortaria de un voto sin boca
A destajo
trabajadora proletaria
en pleno subdesarrollo.

Yo entonces
levantándome mujer
le pido prestado al mono su organillo
y balbuceo:

Doy las gracias por mi sexo
por la luna que rige las mareas mías
por esa sangre mensual vuelta mis hijos
por la apremiante vindicativa de lerdos
vilipendiosos códigos
por mis siglos sumisos de pronto altaneros
por las costumbres sociales que algún día
me devolverán el día

Porque son distintos
pene clítoris
falopios epidídimos
porque son lo mismo
retinas aortas
cisuras de Silvio
adrenalinas
metatarsos metacarpios

por mi barriga
mis callos
por cada uno de mis vellos
por trepar cuesta abajo
soñando
y
dando con el mazo.

Vení, lluvia, venite

Vení, lluvia, venite
dejate venir hasta cansarte
correte por estos lados
después más para allá
date gusto, agüita,
son todos tuyos los campos
sólo por vos
esperan abiertos los surcos.

PÁJARO POETA

Pájaro poeta
Pájaro poeta sin nido
Pájaro nefelibata
sólo llevando el pico
cuajado
de flores
Pájaro sin pájara
Pájaro raro hilvanando palabras
Pájaro retrato.

PÁJARO PARA MORIR

–¿Por qué morís, pájaro para morir?
–Caigo por mi hábitat desbalanceado
Mártir de la ecología muero.
–¡Ay, pájaro guerrillero
pájaro para morir!
¡ay!

ARROCERO O PÁJARO ÍNGRIMO

Pasan las bandadas de pájaros arroceros
están pasando en parejas.
Pájaro solo
no vuela.
Pájaro íngrimo
se vuelve guijarro.
Así
el canto para el que no hay oído:
canto que no me oyes
es canto íngrimo.

MERLINO O EL GURRIÓN

De vos
pájaro gurrión
huyo
huiré
No se me den
otra vez
las ansias de cantar
como sólo vos sabés.

SALTABARRANCOS

Son de barro tus alas
Tu cuerpo entero es de barro
pero aun así
vuelas
Del mismo lodo es mi tiempo
mi nada
mi sola
mi cara
pero aun así
sueño.
Este saltabarrancos
vuela a contraviento.

PÁJARO BURGUÉS

¿Por qué tan flacas tus patas, pájaro burgués?
¿Por qué tu pico insípido, pájaro en un pie?
Cantando estás sin hacer canción
pájaro sin color
Sola está tu cola
como la voz de tu boca
Pájaro burgués:
Pájaro con un palo
sólo para él.

NOCTURNO DEL BÚHO

Para la soledad del búho
cerraron la noche.
Costura de un sastre
sombrío y perfecto
es esta soledad.
Para esta noche
llevo un vestido
a la medida de los tecolotes.

PÁJARO MÍSTICO

Temprano se amaron los pájaros.
Temprana me acerco
pájara al pájaro
Pájaro místico:
pongo un dedo en tu corazón
pongo mi oído en tu
nido.

Si te gusta Yolanda Blanco... Clic para tuitear

Las Moscas – Antonio Machado
Vosotras, las familiares,
inevitables golosas,
vosotras, moscas vulgares,
me evocáis todas las cosas.
¡Oh, viejas moscas voraces
como abejas en abril,
viejas moscas pertinaces
sobre mi calva infantil!
¡Moscas del primer hastío
en el salón familiar,
las claras tardes de estío
en que yo empecé a soñar!
Y en la aborrecida escuela,
raudas moscas divertidas,
perseguidas
por amor de lo que vuela,
-que todo es volar-, sonoras
rebotando en los cristales
en los días otoñales…
Moscas de todas las horas,
de infancia y adolescencia,
de mi juventud dorada;
de esta segunda inocencia,
que da en no creer en nada,
de siempre… Moscas vulgares,
que de puro familiares
no tendréis digno cantor:
yo sé que os habéis posado
sobre el juguete encantado,
sobre el librote cerrado,
sobre la carta de amor,
sobre los párpados yertos
de los muertos.
Inevitables golosas,
que ni labráis como abejas,
ni brilláis cual mariposas;
pequeñitas, revoltosas,
vosotras, amigas viejas,
me evocáis todas las cosas.

También te puede interesar...
Yo he venido del sol en una tierradonde…

Somos...

X
Scroll Up