LA VUELTA A CASA

EL POEMA Lee otros poemas SURREALISTAS

 

Hoy he vuelto a la playa y ésta sigue
igual que la dejé, con sus rumores,
la arena llena está de pobladores
y el agua a los bañistas les persigue
cual dios a pecadores.

Y me he vuelto a encontrar a la marea
que va como el amor y luego vuelve,
se pira, hace un regate y se revuelve,
se esfuma cual pavesa de una tea
o rompe y se disuelve.

Igual que el cefirillo de la brisa,
la brisa siempre arrastra algún lamento,
la historia de un naufragio, el sentimiento
de un hecho que provoca una sonrisa,
o el llanto en algún cuento.

Que mira más allá de allende mares,
y admite comprender ya nada espera,
andando en auto-stop la carretera
le indica que en el mus hoy juega a pares
así nada tuviera.

No debo de ocultar que me he sentido
gozoso chapoteando por la arena,
volviendo a recordar aquella pena
que me hizo abandonar un día el nido
y que hoy ya es mi condena.
©donaciano bueno

Texto Clic para tuitear
Nuestra puntuación
¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)

Impactos: 91

Te invito a dejar tu huella con un comentario. Gracias

Please Login to comment
avatar
  Subscribe  
Notify of
Te sugiero seguir leyendo...
A veces mi país tiene estas cosas cosas que a veces saltan a la vista benditas, insolentes, caprichosas de lo que vende con los ojos…