ERA AGOSTO…

EL POEMA Lee otros poemas ESPIRITUALES

 

Era agosto, verano, allí en la plaza,
yo era un niño jugando a la pelota
a solas con un sueño de melaza
que observa que se esfuma y que rebota
y sigue y va a la caza.

Era un niño, no más, con su inocencia,
la misma que hoy el tiempo ha revertido,
de etapa de la vida una secuencia,
que obliga a pronunciar: sueño cumplido,
¡bendita penitencia!

Esa vida que suena a un alegato,
de la que yo tan sólo un hombre he sido,
que anduvo por aquí pasando un rato,
un hombre condenado, desvalido,
que fue a pagar el pato.

Y hoy, perdido, que a gritos nadie alcanza,
dando tumbos se va de orilla a orilla,
sin nada que ofrecer y sin fianza.
De aquella candidez, de esa semilla
no queda ni esperanza.

Era agosto, verano, allí en la plaza,
yo era un niño jugando a la pelota
a solas con su sueño de melaza
que observa que se esfuma y que rebota
y sigue y va a la caza.
©donaciano bueno

Impactos: 0

Te sugiero seguir leyendo...
Es de un pueblo de tierras sin preguntas, de iglesias y campanas siempre a solas, lugar donde relucen amapolas y a todo los paisanos sacan puntas en luengas merendolas.Un río, varias casas y una alberca, y un camino…