YO DESCONFÍO

»Mi Poeta sugerido: José Aureliano de la Guía

MI POEMA…de medio pelo Lee otros poemas
 

 

Desconfío de ti, de mi, de todos,
de todo lo que fluye desconfió,
que siento al respirar escalofrío
por todas las esquinas y recodos,
de tanto sospechar ya me resfrío.

De cuerdos que fumando a su albedrío.
Recelo de borrachos y beodos
de los que van hablando por los codos
y echando van sus lágrimas al río
ladrando sin cesar con malos modos.

Que soy gato escaldado. Yo sospecho
de aquel que se me acerca con halagos,
y me habla sin mirar. Que los tornados
se encuentran siempre atentos, al acecho
y fingen comportarse como magos.

Y temo y en el magma me malicio,
inmerso entre neblina y nubarrones,
no puedo soportar las disecciones
que vienen a sacarme a mi de quicio
y acierto sólo a ver camaleones.
©donaciano bueno

Confiar, en qué, en quién? Clic para tuitear
MI POETA SUGERIDO: José Aureliano de la Guía

José Aureliano de la Guía

Índice de poemas de este poeta

CANTO FRATERNO

A veces me pregunto si vale esto la pena;
escribir un poema al final del milenio;
si no es un ejercicio, una prueba de ingenio
que unos días nos salva y otros días condena.

A veces me pregunto si existe la azucena
que canta nuestra pluma o exalta nuestro genio;
si es posible a los hombres firmar ese convenio
que una nuestras almas y rompa la cadena

de la que estamos presos. Así, tal vez mañana,
abramos bien temprano, al orto, la ventana
para que el sol inunde nuestra estancia a raudales.

y seamos, acaso, otra vez como hermanos;
como espigas que esperan, ya doradas, las manos;
como ríos que aúnan, en.el mar, sus caudales

EL VERANO EN CRIPTANA

-I-
Te fuiste una mañana de septiembre
en aquel tren larguísimo y terrible
y yo quedé temblando en la estación
muerto de espanto amor con este frío
que a veces me decías por las noches
cuando tú y yo mirábamos el cielo
ese es el camino de santiago
esa la osa mayor ese es un can
y tú te estremecías de emoción
o nada era imposible amor amor
pide un deseo ¡cierra bien los ojos!
pide que nunca acabe este verano
que nada nos separe ni ese tren
que ahora te lleva lejos de Criptana
o ya nunca sabré si fuiste un sueño

-II-
Te recuerdo tan frágil y tan pálida
aquel día primero del estío
cuando llegaste azul a la pandilla
hola! qué tal? dijiste y tu voz
acariciaba suave mis oídos
y supe que eras reina de una estirpe
cuando te vi bellísima entre todas
un poco fatigada aún del viaje
Madrid quedaba tan lejos tú tan niña

me parece que te he visto algún día

no creo sólo vengo los veranos

he soñado contigo alguna vez
yo nunca olvido un rostro tan divino

adivina mi edad mi curso todo
no pienso hablar de mí en todo el rato

es igual contemplarte ya es un gozo
y puedo ser feliz con solo verte.

-III-
Podía ser feliz con solo verte
nadar en la piscina tal sirena
aquellos días rojos del verano

saber que eras de sal o poco menos
bellísima nereida ninfa ondina
de sal azul delfín alga que baila
en las corrientes frías o silangas
una estrella de mar verdesalobre
que emerge del cantil de los sargazos
con bronce por la piel con plata escamas
que brillaban al sol la sal un sel
inmenso y azulino donde pacen
caracolas rosadas y que rugen
el amor que te tengo de neptuno
mi querida anfitrite en la piscina

-IV-
Sólo éramos dos niños entonces
y Criptana una ergástula terrible
en la noche estival un blanco dédalo
en donde nos perdíamos aposta
de la mano tan juntos no te acuerdas!
tú eras muy niña y yo te protegía
de las sombras inmensas
de alacranes
letales que ascendían por la cal

de aquella luz ambigua de las lámparas
en que iban a morir miles de insectos
insólitos y hermosos me decías

sólo éramos dos niños entonces
pero yo te quería como a nadie
y estrechaba tu mano con vigor
y dulzura si estábamos perdidos
u oíamos gritar a nuestras madres
el nombre de sus hijos qui per umbras
ya volvían contentos a la casa

-V-
Compartir una bolsa de maíz
un helado
un secreto
acaso un sueño
contigo este verano ha sido breve
igual que un cigarrillo americano
para dos
toma
yo no fumo gracias
será como aspirar tu voz tu olor
ere aroma a jabón cuando te acercas
una voluntad dulce de humo rubio
de tus labios rojísimos o fuego
recuerdas aquel cine de verano?
mirar el firmamento la pantalla
escuchar a los grillos oír tu voz
la sensación de vértigo y grandeza
que se diluye al tiempo de encender
las luces otra vez somos tú y yo
y el cine es sólo cine nada más

-VI-
Paseábamos juntos por el campo
aquellos días azules no te acuerdas?
y el tiempo era dulcísimo o jalea
estaba quedo el tiempo o era imposible
no morirse de amor
sentir tu mano
saber que este verano acabaría
igual que el estertor de aquellos grillos
igual que las espigas cabizbajas

saberte tan fugaz en mi memoria
que unas gotas de lluvia fresca y limpia
me hicieron ver muy claro en un segundo
que el verano acababa y tú te irías

-VII-
Jamás sabré si sólo fuiste un sueño
una hermosa ilusión que se marchaba
en aquel tren larguísimo y terrible
una mañana triste de septiembre
con el cielo plomizo el sol oculto
la luz que se quebraba en el cristal
tras el que me mirabas del vagón

pide un deseo! pide que sea eterno
este momento!
adiós me insinuaba
lentamente tu mano o ya no supe
si tendría vivir algún sentido

Si te gusta José Aureliano de la Guía... Clic para tuitear
También te puede interesar...
Abandono. Lo siento. En el desierto no quiero…

Somos...

X
Scroll Up