ES MARZO

EL POEMA Leer otros poemas espirituales
 

Marzo es, la tarde fenece
y en los álamos del río
el sol, que va a su albedrío,
se enturbia y desaparece.

Que es marzo y aquí hace frío,
sopla un viento de relente,
poco a poco va la gente
con su inútil desafío.

Sólo el agua de la fuente
con su tic-tac verbenero
va marcando con esmero
su cabalgar displicente.

Es tarde color de anís,
incluso ya las colinas
antes turgentes, mohínas,
se han vuelto sin brillo y gris.

La muerte el cielo firmó,
todo es calma. El movimiento
pareció que en un momento
en un soplo se ausentó.

Mas yo sigo ensimismado,
añorando la añoranza,
esperando la esperanza
que me deje algún recado.

Aquí estoy aposentado,
pensando a solas conmigo,
con mis versos como abrigo
y los sueños cual legado.

Pues la vida ha de volver
con su nueva sintonía,
retomemos la alegría
¡venga el nuevo amanecer!.
©donaciano bueno

Di si te gusta Clic para tuitear

Nuestra puntuación
¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 1 Promedio: 4)

Impactos: 185

Comparte y disfruta!

0 0 0

Te invito a dejar tu huella con un comentario. Gracias

avatar
  Subscribe  
Notificar a
Te sugiero seguir leyendo...
Son cien veces que he iniciado este poema, y otras cien que no he llegado hasta el final, es quizás que a mi el versar…

Vale. Pongamos, no te gusta lo que escribo. Pero ¿a qué perder la oportunidad de leer entre
más de 20.000 poemas de reconocida autoría? Prueba a buscar tu poeta preferido.

¿Qué hay de nuevo?
X myStickymenu